Día Mundial del SIDA

En el Día Mundial del SIDA 2016, ONU Mujeres reafirma que la autonomía de las mujeres es clave para prevenir el VIH

Fecha: jueves, 1 de diciembre de 2016

Candlelight Vigil ONUSIDA
Foto: ONU SIDA

El VIH sigue afectando a mujeres y niñas en toda su diversidad. A finales de 2013, aproximadamente el 50% de las personas adultas viviendo con VIH a nivel global eran mujeres. Según ONUSIDA (2014), 540 mil mujeres con 15 o más años viven con VIH en América Latina, lo que corresponde a un 30% de todos los adultos que viven con VIH en la región. Se estima que hay 25.000 nuevas infecciones de mujeres por año. En el Caribe, 130 mil mujeres viven con VIH, representando un 50% de la población adulta total que vive con VIH. En 2014, se estiman en 5.800 las nuevas infecciones.

 

Las mujeres y las niñas de la región de América Latina y Caribe se encuentran en una particular vulnerabilidad al VIH, puesto que la violencia y las desigualdades de género limitan su autonomía personal en la toma de decisiones para la prevención del VIH y otras infecciones de transmisión sexual (ITS), muy especialmente por lo que se refiere a sus derechos sexuales y reproductivos.  Las mujeres tienen limitado acceso a los condones femeninos, las jóvenes continúan afectadas por embarazos no deseados, matrimonios tempranos y uniones forzadas, sometidas a rígidos roles patriarcales, desigualdades laborales y limitada participación política, que negativamente se reflejan en una ausencia de respuestas integrales.

 

En el caso de las niñas la iniciación de la sexualidad antes de los 15 años de edad las expone a un mayor riesgo biológico de infección por VIH y otras ITS, muy especialmente cuando están involucrados parejas mayores, parejas con comportamientos de riesgo para la infección por VIH, varias parejas o relaciones violentas, que hacen que el uso del condón sea menos probable. La falta de conocimiento y otras presiones sociales, las desigualdades socioeconómicas y la falta de autonomía personal también pueden incidir para poner la salud de niñas y mujeres jóvenes en riesgo.

 

Por ello la Oficina Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe, continua con sus acciones de cooperación para empoderar a las mujeres en la prevención y facilitar todas las herramientas posibles para que el liderazgo de las mujeres que viven con VIH se fortalezca en el contexto de la igualdad de género.

 

Este 1 de diciembre, Día Mundial del SIDA, ONU Mujeres América Latina y Caribe, ve con optimismo las acciones emprendidas desde los mecanismos multisectoriales, las comunidades de mujeres y niñas, para empoderarse y responder a los desafíos de la prevención, atención, tratamientos y cuidados que son indispensables para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible y el pleno respeto de los derechos humanos de las mujeres y las niñas.

 

Ciudad de Panamá, 1 de diciembre de 2016.